Por Juliana Pesci

Encontré un material muy bueno y novedoso, me pareció bueno mostrárselos, este material es la cascara de huevo.

Este material siendo de naturaleza frágil, ha ganado en resistencia y fortaleza gracias a la tecnología. Modernas técnicas de lacado sobre lacado confieren a este material su dureza y un acabado brillante de aspecto limpio y suntuoso.

La cascara de huevo permite la creación de toda clase de muebles, incluso los de diseño clásico tradicional. También se pueden fabricar complementos para la decoración como lámparas, jarrones, etc. Los muebles fabricados con este material parecen confeccionados con pequeños trozos de mármol, lo que les otorga un aspecto sólido y pesado, pero, por el contrario, estas piezas resultan muy resistentes, pero a la vez ligeras y funcionales.

Estas piezas están diseñadas bajo las normas modernas y por lo tanto se ajustan a múltiples funciones, lo que permite que sean utilizados de manera diferente según los requerimientos del momento, ya que todos poseen doble o triple uso. Como las mesas nicho, compuestas por piezas de diferentes tamaños, las cajas para guardar alhajas o cubiertos, los cubreplatos que pueden utilizarse también como floreros o centros de mesa. Estos muebles se destacan por su elegancia y distinción. De este modo tenemos sillones, sillas, estanterías, armarios, etc., capaces de adaptarse por igual a su uso en salones, dormitorios o pasillos. Las cómodas de cáscara de huevo pueden emplearse con igual éxito en dormitorios o en salones debido a la estética con que fueron diseñadas.

Los materiales reciclados cuentan cada día con mayor aceptación, podemos encontrar mobiliario de diseño futurista fabricado con materiales que han sido reciclados, por ejemplo ruedas de bicicleta. Dichos diseños aprovechan los materiales desechados de uso común para obtener de ellos productos nuevos, con un bajísimo costo de fabricación.



4444444444.png

descarga.jpg